(Inicio-Mi Biografía)                  Historias Verdaderas, Trágicas e Innecesarias de Suicidios entre Jóvenes Gay                (English)

El Orgullo de Ser Un Adolescente Gay 

Dios Me Hizo Así

Por Grant Bentley

Esta historia está escrita desde una perspectiva Cristiana. Si sus creencias o no creencias hicieran esta historia ofensiva para ti entonces a lo mejor puede ser que no quieras leerla.

Si una persona agradable, persona desagradable, lugar, evento, suceso, cosa o deporte te parece familiar ó conocido, es pura coincidencia.

Es domingo por la mañana y una vez más estoy siendo arrastrado a la iglesia. No me gusta ir a la iglesia. No me malinterpreten, yo no odio a Dios. Es que odio ir a la iglesia - o, por lo menos, la iglesia del Pastor John. El Pastor John ha sido nuestro pastor por cerca de cuatro meses ahora.  No es nada como nuestro pastor anterior, el Pastor Robert, que es uno de los más amables, más suave y mas bondadoso de los hombres que conozco. El Pastor John, por otro lado, es el más frío, malo, el mas odioso hombre que conozco.  Según el Pastor John, todo lo que soy y casi todo lo que hago, Dios odia.

Yo sé que esta mañana me voy a escuchar otra vez por qué Dios me odia y por que me voy al infierno. Todos los domingos es lo mismo. Sus sermones nunca alaban a Dios; sólo condenan a la gente. A menudo me pregunto por qué todavía vamos allí. Mi madre ciertamente no es así. Tal vez es simplemente porque está cerca, o porque hemos ido allí por tantos años, es como un hábito.  Quizá, como yo, ella está esperando que su cabeza explote un domingo y conseguiremos a alguien como el Pastor Robert otra vez. Cualquiera que sea la razón, vamos allí y cada semana tengo que escuchar su mierda llena de odio por una hora o más.

No estoy seguro de que Biblia está leyendo el Pastor John, pero estoy bastante seguro de que no es la misma que estoy leyendo. La Biblia que estoy leyendo me dice que Dios es amor. . . amar y no odiar. Sin embargo, parece que la Biblia que el tiene sólo habla de odio y rara vez, si alguna vez, menciona el amor. No importa cuántas veces he leído la Biblia, no puedo encontrar los versículos que me dicen que Dios me odia.  ¿Cómo puede decir que Dios me creó a su imagen, si Él me odia? ¿Cómo puede decir que Dios es amor, si Él me odia? ¿Cómo puede mandarme a amar a mi prójimo como a mi mismo, si Él me odia?  Muy confuso.

Realmente no importa dónde está escrito, sin embargo. El Pastor John deja pocas dudas: Dios me odia.  No a mí específicamente - pues sí, a mí específicamente y "mi tipo". Tu sabes que tipo, los chicos que aman a otros chicos. Y los chicos que codician el culo de su vecino - y no el culo de mi vecino, pero el culo de su hijo.  Probablemente puedo enumerar cientos más de razones, pero aparentemente cualquiera de éstas es suficiente para enviarme al Infierno. Entonces, ¿Porque me tomo la molestia?  [En inglés "culo" y "asno" se escribe y se dice de la misma manera: "ass"]

De todos modos, estoy buscando a tientas en mi cuarto arreglándome y tratando de adivinar qué razón él escogerá esta semana cuando soy interrumpido de mis pensamientos por el sonido de la voz de mi madre.

"Apúrate, Zack, o vamos a llegar tarde," mi mamá grita por las escaleras.

"Ahorita llego", le grito como respuesta.

Agarro mi saco y bajo las escaleras muy rápido, recibiendo una mirada de irritación de ella.

"Lo siento", le digo.

"Tu sarcasmo debería ser mas real", ella responde. "Uno de estos días vas a tropezar en uno de estos escalones, te caerás y te romperás el cuello. Luego tendríamos que llevarte al hospital y nos perderíamos el oficio."

"¿En serio? Dame un minuto, voy a intentar de nuevo", le digo mientras empiezo a subir las escaleras.

"¡Ya regrésate," ella pide, riéndose, "o no será una caída por las escaleras lo que rompa tu cuello."

Giro y le doy un beso en la mejilla y digo: "Tu me amas demasiado para hacer eso."

"La mayor parte del tiempo", responde ella. "Ahora vámonos o llegaremos tarde."

Es un paseo corto y llegamos a la iglesia unos cinco minutos más tarde. El Pastor John saluda a mi mamá como si ella fuera algún pariente perdido por un largo tiempo o algo así.  Yo, por otro lado, recibo una mirada gélida. '¿Cómo pueden sus ojos ser azules cuando él esta lleno de mierda?' me pregunto. Después de nuestra conmovedora bienvenida, bueno, la conmovedora bienvenida de mi mamá, entramos a la iglesia y charlamos con algunas de las personas que se apiñaban cerca de la puerta. En realidad, mi mamá charla. Me paro junto a ella, sonriendo como si estuviera feliz de estar allí. Ser un hijo tan bueno es casi vergonzoso.

De repente el organista comienza a tocar la introducción del primer himno bruscamente y todos nos apuramos a sentarnos, tomamos nuestros himnarios y empezamos a cantar. La voz del Pastor John viene chillando a través de los altavoces. Me hace pensar en un gato con la cola atrapada en la puerta. . . un gato grande, enojado. Me pregunto realmente si él puede oírse así mismo.

Tan pronto como el primer himno ha terminado, se traslada directamente al púlpito y se prepara para comenzar su sermón. Me imagino que vamos a pagar duro esta vez. No hay anuncios, no hay introducciones, ni nada de bienvenida a los visitantes, sólo directamente a su sermón. Mientras estoy sentado aquí viéndolo a el, casi puedo ver el fuego en sus ojos. Poco a poco él levanta su Biblia en la mano derecha y se queda mirando al techo. Oh sí, no hay duda: esto va a ser bueno. Todos mantengan un silencio sepulcral . . . es como si  esperáramos una guillotina al caer.

De repente el deja de golpe la mano izquierda en el púlpito y grita: "¡Maldición!" Todos saltan un pie en el aire. Creo que uno o dos de ellos van a tener que cambiar su ropa interior cuando lleguen a casa. Poco a poco, mira hacia abajo y deja que sus ojos pequeños y brillantes escudriñar la congregación. Todos parecen casi asustados a muerte. . . Me pregunto lo que han hecho esta semana.

Luego sus ojos se enfocan en mí. Yo simplemente regreso su mirada a él. Creo que está contando con su habilidad de intimidarme, pero su capacidad de hacer eso ha pasado desde hace mucho tiempo.

Su voz se vuelve muy tranquila cuando dice, "Yo fui testigo de algo esta semana."

Dado que toda su atención se centra en mí, me pregunto, '¿Qué demonios hice ahora?'

Todavía mirándome directamente a mí, haciendo mas fuerte su voz con cada palabra, el dice, "yo fui testigo de algo esta semana que traerá la ira de Dios sobre nosotros." El pone énfasis especial en la palabra ira y el deja de golpe la mano en el púlpito de nuevo. Esta vez, sólo la mitad de la congregación salto.

"Tenemos un sodomita entre nosotros", grita el mientras me señala a mí.

Hay un grito ahogado audible en toda la congregación mientras todos me miran. Intimidado o no, si había alguna vez en el tiempo cuando yo he querido poderme hundir en la tierra, esto seria ahora. Pero yo no voy a mostrar el miedo, y sigo mirándolo directamente a él. Yo realmente podría deshacerme y caerme en pedazos más tarde, pero yo sí que no le daré esa satisfacción ahora.

Él debe habernos visto a Billy y a mi tomándonos de las manos en el parque, y ahora va a revelar mi homosexualidad a todos los presentes, incluyendo a mi madre. Me siento devastado.

Luego siento la mano de mi madre agarrando mi mano y dadome un apretón. Ella se levanta y me levanta con ella. Ella mira al Pastor John en el ojo, luego da la vuelta y, todavía arrastrándome a lo largo, caminamos por el pasillo hacia afuera de la iglesia. El nos está gritando algo a nosotros, pero ninguno de nosotros está escuchando.

Caminamos a casa tomados de la mano en silencio, pero tan pronto como estamos de forma segura en la casa, me caigo en pedazos, Me eché a llorar y sollozar. Yo estoy en los brazos de mi madre en un instante.

Ella me abraza y me consuela con suaves susurros, "Está bien. Déjalo salir. Yo te amo" mientras ella me abraza fuerte y me frota la espalda.

Una vez que me calmo, ella me lleva a la sala, se sienta conmigo en el sofá y me tira en un abrazo. Envuelvo mis brazos alrededor de ella y nos quedamos así durante varios minutos.

"Lo siento, mamá," le digo finalmente.

"Tu no tienes nada que lamentar", responde ella.

"Sí. . . yo lo hago," le digo. "Mamá, soy gay."

"Yo sé," dice ella en voz baja.

Me tiro hacia atrás y la miro a ella. "¿Tu sabes?" Le pregunto, totalmente asombrado.

"He sabido desde hace un tiempo", responde ella, sonriendo. "Yo solo estaba esperando a que tu me lo digas."

"¿Cómo?" Le pregunto.

"Yo soy tu madre", dice. . . bueno, eso lo explica todo.

"Pero, ¿cómo?" Le pregunto a ella de nuevo.

"Te he visto crecer. Durante los últimos años nunca has tenido una novia. Nunca hablas de chicas. Nunca has estado en una cita", ella responde. "Con el paso del tiempo, comencé a preguntarme, entonces empecé a observarte más atentamente. Tu dejaste de traer amigos a casa tan a menudo. Luego el mes pasado, trajiste a Billy contigo. Era la primera vez que trajiste un amigo a casa en unos tres meses. Los vi a los dos que  interactuaban y vi como se miraron uno a otro.  Cada vez que tu lo mirabas a el, tus ojos se iluminaron.  Se iluminaban cuando tu lo mirabas a el en la misma manera que los ojos de tu padre solían iluminarse cuando él me miraba a mi.  Ahi fue cuando realmente supe. Yo sabía que estabas enamorado de otro chico, y no importaba. Tú eres mi hijo y te amo. Si tu estás enamorado de otro chico en lugar de una chica, eso no cambia quien eres. Te amo y quiero que seas feliz. Quiero que te sientas tan orgulloso de lo que eres igual que yo lo hago. ¿Y de quién te enamoras tiene poco que ver con lo que eres."

Me eché a llorar de nuevo como yo la tire de nuevo en un abrazo. Estoy sin palabras. Mi madre me acaba de decir que ella ha sabido que yo soy gay desde hace tiempo. Ella sabe que yo estoy enamorado de otro chico y ella todavía me ama.

Después de unos minutos, mamá se hace para atrás, ella me mira a mi, baja mi cabeza y me da un besito en la frente. "No sé tu", dice ella, sonriendo, "pero me estoy muriendo de hambre. Vamos a hacer el almuerzo."

Nos levantamos y entramos a la cocina. Mamá curiosea en el refrigerador y encuentra algunas sobras. Ella me da un montón de verduras y me pide que haga una ensalada mientras ella calienta el pastel de carne y cualquier otra cosa que ella ha encontrado. Por los próximos quince minutos estuvimos ocupados preparando el almuerzo. De vez en cuando, nos miramos y sonreímos.  Una vez que todo está listo, nos sentamos en la mesa para comer.

No puedo dejar de sonreír. Todavía casi no lo creo. Yo soy gay, mamá lo sabe, y todo está bien. Ella aún esta bien con el hecho de que tengo un novio.

Mientras estamos comiendo, mamá me mira con una mirada triste en su rostro. "Lo siento mucho, Zack", ella dice. "Yo nunca debí haberte obligado a ir a esa iglesia conmigo. Tan pronto como me di cuenta de que el Pastor John era un hombre intolerante, debí haber llevadote  a otra lugar."

"Está bien, mamá, yo digo. "Nunca creí nada de lo que dijo de todos modos. Nada de lo que él dijo venía de Dios. Todo estaba basado en sus propias creencias personales. No tenía nada que ver con alguna cosa que he leído en la Biblia."

"De todas formas," ella dice, "Yo debería haber sabido que obligarte a escuchar su retórica amarga."

"Una cosa buena resultó de todo ello", le digo con una sonrisa. "Gracias a él, salí del closet y todas mis preocupaciones acerca de decirte fueron infundadas. Eso es bueno, ¿no te parece?"

"Sí, eso es bueno", responde ella, sonriendo, "pero todavía me siento culpable. Ningún hijo adolescente debería tener que pasar por lo que tenías que haber pasado, escuchando a su intolerancia odiosa semana tras semana. No sé qué estaba pensando. Quiero decir, yo sabía o tenía una buena idea que eras homosexual. ¿Por qué te seguía llevando ahí? "

"Mamá, no empieces a culparte a ti misma por algo que no era realmente un problema para mí hasta hoy", le digo tranquilizadoramente. "En realidad, he pensado en eso y creo que era como un hábito. Tu sabes, uno se acostumbra a hacer algo una y otra vez durante mucho tiempo y simplemente seguir haciéndolo. Quiero decir, El Pastor Robert era grande. Sólo ha estado mal desde que el Pastor John vino, y yo no creía nada de lo que dijo de todos modos. "

"Yo sé querido," mamá responde, "pero el punto es, que te llevé a una iglesia donde todo lo que tu sabías que tu eras, era condenado. ¿Qué si tu le habías creído?  Dios mío, yo no quiero ni pensar en ello."

"Bueno, antes de ir a castigarte mas a ti mismo", le digo con severidad, "primero, tu y yo siempre hemos estado suficientemente unidos que tú sabes que yo habría venido a ti si me hubiera sentido realmente amenazado por lo que el dijo. ¿No? "

"Siempre lo he creído", responde ella.

"En segundo lugar, tu me has visto todos los días desde que el llegó aquí. ¿Alguna vez he parecido deprimido o preocupado? ¿He sido otra cosa que a mi siempre me mantiene brillante, alegre, encantador, totalmente maravilloso yo?" yo pregunto.

"No, creo que no," ella responde con una risita.

"Bien. Ahora que esto está resuelto, puedes detener el viaje de culpabilidad", yo digo, luego riendo, yo agrego,"Pero creo que vamos a tener que encontrar una nueva iglesia."

"¿Quieres decir que todavía quieres ir a la iglesia, después de todo eso?", ella pregunta.

"¿Por qué no?" yo pregunto. "El hecho de que algunos predicadores, como el Pastor John, tratan de tergiversar la Biblia para adaptarse a su propia visión de la vida no significa que debamos perder la fe y dejar de ir al templo.  Si algo, hizo mi fe más fuerte. Él me obligó a leer y estudiar la Biblia y buscar yo mismo la verdad."

"Sabes que, nunca me dejas de sorprender", dice mamá, sonriendo.

"Ya lo sé," yo respondo, sonriendo. "¿Qué puedo decir?"

Mamá sólo se ríe y me enseña la lengua a mi.

"El próximo domingo vamos a ir a la iglesia de Billy," le digo. "Su pastor no es nada como el Pastor John. Él cree que Dios es un Dios de amor y que la orientación sexual no tiene nada que ver con ser un cristiano. ¿Quieres hacer eso?  Entonces, si te gusta, podemos empezar a ir allá con regularidad."

"Me gusta esa idea", mamá dice. "El próximo domingo, vamos a ir allá."

En ese momento suena el timbre. Mamá salta a contestar.

"Oh, hola Billy", oigo que ella dice. "Zack esta en la cocina. Pasa."

Billy aparece en el pasillo con mi Mamá un poco detrás de él.  La miro y sonrío.

"Hola neno", le digo a él mientras que le doy un beso rápido en los labios.

Es la primera vez que he visto que el se ruboriza y se vuelve absolutamente carmesí.  El mira a mi mamá, luego de nuevo a mí. Y dice "Hola", con voz chillante.

"Ha sido una mañana interesante", le digo mientras que tomo su mano y lo llevo a mi cuarto.

"Debe haber sido," el responde. "Ese saludo fue definitivamente interesante."

"Oh, sí, ha sido bastante larga la mañana. Te diré todo sobre ella, pero hay algo que tengo que hacer primero," yo digo mientras lo tomo en mis brazos y le doy un beso apasionado y largo.

"¡Vaya!", el responde después de romper el beso. "Espero que haya más mañanas como esta."

Luego le digo a Billy todo lo que ha pasado esta mañana, desde la mirada gélida que recibí de Pastor John, hasta la revelación de mi homosexualidad a todos en la iglesia, hasta lo de mi mamá diciéndome que sabia que soy gay, hasta su aceptación del hecho de que el es mi novio y estamos enamorados el uno del otro, todo. Billy sólo se sienta allí con la boca abierta a través de todo el asunto.

"Oh, Dios mío!", el exclama cuando termino. "Tu Realmente has tenido una mañana interesante."

"No sólo eso, sino que mamá y yo vamos a ir a tu iglesia el próximo domingo," le digo, poco antes de darle otro beso largo.

Mientras rompemos el beso, se me ocurre que bueno es saber que no necesitamos escondernos más. . . o tener miedo de que mamá a lo mejor nos puede tomar de sorpresa en una posición comprometedora. Me pregunto por qué no le dije a ella hace mucho tiempo. Pienso en los años que viví con el miedo que ella averiguaría y fuera desilusionada de mí. Después de la relación tan cercana que he tenido con mi mamá, yo todavía temía si lo averiguaba. ¿Cómo podía haber dudado de su amor?

Pero luego pienso. . . Vivimos en una sociedad en que estamos condicionados a vivir en el miedo de perder a nuestras familia y amigos, simplemente porque somos gay. Somos llevados a creer que su amor es, de hecho, condicional. Y, con demasiada frecuencia, lo es. Es condicional porque está condicionada en nosotros siendo "normales".  Es triste cuando se piensa en ello.

De todos modos, Billy y yo pasamos la tarde juntos. Jugamos algunos juegos de vídeo, vimos la película "Shelter"(Refugio), y logramos encontrar tiempo para algunas caricias y besos. Después de un par de horas, nos aburrimos con sólo sentarnos en mi cuarto, agarro mi balón de basket y salimos al camino de la entrada para jugar un poco uno a uno.  Por supuesto pierdo todos los juegos. Pero, ¡oye!, no se puede tener todo. Cerebros, músculos, y la belleza: dos de tres no está mal.

Aproximadamente a las cinco treinta, mamá nos llama a venir a cenar. Billy llama a sus padres para dejarles saber y para averiguar cuando debe estar en casa.  Escuela mañana, ya sabes.
. . . . . . . .

El próximo domingo, mamá y yo vamos en coche a la iglesia de Billy. Encontramos un lugar para estacionarnos y cuando nos acercamos a la puerta principal, Billy y sus padres nos están esperando a nosotros. Billy me saluda con un beso rápido y luego presento a sus padres a mi mamá. Parece que se cayeron bien inmediatamente y empiezan a charlar.  Billy luego se da la vuelta y me presenta al Pastor Greg, quien ha estado parado allí todo el tiempo.

¡Qué contraste con el domingo pasado¡ Si dos chicos se habían besado en los escalones de la puerta de nuestra iglesia vieja, el pastor John se habría puesto histérico y la vena grande en la frente probablemente habría explotado.

En cambio, el pastor Greg sonríe y me estrecha la mano. "Bienvenido a nuestro humilde y pequeño rincón del universo de Dios", el dice. Luego, con una gran sonrisa, el mira a Billy y le dice: "Me preguntaba quien puso la sonrisa permanente en el rostro de Billy."

Por supuesto, todo lo que puedo hacer es sonreír y sonrojarme.

"Espero que disfrute de su tiempo con nosotros esta mañana y tenemos el privilegio de verlos ustedes todos los domingos", el añade.

"Gracias, ya me gusta estar aquí, así que estoy bastante seguro de que nos verá", le respondo.

"Excelente", el dice.

En ese momento, el organista comienza tranquilamente a tocar y todos comienzan a entrar lentamente a la iglesia. Billy toma mi mano y seguimos a sus padres y a mi mamá hasta que lleguemos al lugar habitual de su familia cerca de la frontal. Billy y yo nos sentamos entre mi mamá y sus padres. Tan pronto como nos sentamos, el me mira, sonríe y le da a mi mano un apretón. Lo miro y le devuelvo la sonrisa.

Es en ese momento cuando pienso en mí mismo: yo estoy en la iglesia, yo estoy tomado de la mano con mi novio, y Dios todavía me ama. Puedo sentirlo. No puedo dejar de ponerme una sonrisa como una sensación de alegría pasa a través de mi cuerpo.

Miro alrededor y veo una señora mayor mira a nuestros dedos entrelazados, levanta la vista y me da una sonrisa. Ella ve mi sonrisa abierta y su sonrisa se transforma rápidamente en una sonrisa abierta también. Ella me da un guiño antes de que ella se vuelve hacia la parte delantera de la iglesia mientras el pastor Greg se acerca al púlpito.

El oficio de esta iglesia es totalmente diferente. Hay himnos por supuesto, pero no hay gritos, ni golpes en el púlpito. Nadie en la congregación sigue saltando y gritando "¡Amén!" o "¡Aleluya!" y asustando la mierda de todos a su alrededor. En realidad es muy tranquilo, pacífico y relajante.

Cuando se inicia el sermón, el pastor Greg ve a Billy y a mi y sonríe . Las primeras palabras de su sermón es, "Dios Me Hizo Así".
.  .  .  .  .  .  .  .  .  .
El cuento esta registrado como propiedad literaria por Grant Bentley © 2009. Todos los derechos reservados. El cuento esta publicado aquí con permiso del autor. Por favor tomen nota de que este cuento es la propiedad del autor y no debe ser copiada o publicada en otro lugar sin el permiso escrito del autor. Haga clic aquí para ir a la páginas de cuentos de Grant Bentley (en ingles) dentro de su sitio de alojamiento: Codey's World.  Si a usted le gustaría comunicarse con el autor, éste es su correo electrónico: gabentley@gmail.com


Traducido por Gary Lynn Holloway y Guillermo de la Rosa González

.  .  .  .  .  .  .  .  .  .  .  .  .  . 

Un Relato Mas de Unos Adolescentes Gay


Días de Silencio 

por Viv
Un Relato Corto de Amor de Adolescentes Gay - ♂ ♂  
Ya han pasado cuatro años desde que Justin besó a su mejor amigo Lucas, cuando ambos tenían sólo 12 años de edad. Luego, Justin, con miedo de lo que significaba, por miedo a cómo se sentía, por lo que le hizo, corrió, y ha estado evitando a Lucas por estos cuatro años. La cosa es que cuando corres es que no importa lo rápido que corras, el pasado siempre te alcanza, y cuando te enfrentas con tu pasado y todas las cosas que has perdido, Justin descubre que ya no quiere correr más. Ahora Justin quiere tratar de hacer las cosas bien con Lucas, quiere que su mejor amigo vuelva. Pero tal vez sea demasiado tarde. Tal vez Lucas ya paso. Lea la historia para saber si Justin tiene éxito. Esta historia no es sólo acerca de la homofobia internalizada y las cosas hirientes que llevan los adolescentes gay para ellos y para los demás. Hay mucho más acerca de la verdad, el amor y el dolor y poder llegar a un acuerdo con esas cosas, perdonarte a ti mismo, y amarte lo suficiente para mantenerte responsable. Este es un bonito relato corto de adolescentes gay escrito por Viv. Haga clic sobre la imagen o Aquí para empezar: Disfrútelo.
 

Este cuento y las imágenes que se publican aquí con el permiso de Viv. Esta historia Día de Silencio y la imagen son propiedad © del autor y no deben ser copiadas o publicadas en otros lugares sin el permiso escrito del autor.

.  .  .  .  .  .  .  .  .  .  .  .  . 

Haga Clic Aquí para leer mas Relatos de Amor de Adolescentes Gay 

 

Un Cuento de Navidad Gay - Una Novela Corta - Pat Morales fue un pastor honrado, piadoso y conservador de Dios - o al menos eso pensaba. El no estaba de acuerdo con ciertas cosas como la aceptación de los homosexuales, otorgamiento a los gays las derechas iguales, o la aprobación de las formas de matrimonio no tradicionales. Siga este relato que toma como modelo al cuento titulado "Un Cuento de Navidad" de Charles Dickens - Pat Morales hace el papel de Scrooge.  Los Tres Espíritus tienen muchas cosas que enseñar a nuestro Pat Morales especialmente desde que resulta en la profunda sorpresa de Pat que su propio hijo adolescente es gay.  Clic aqui o en la imagen para leer el cuento.


La Prueba de que La Homosexualidad No Es Una Opción: ¡Pruébate!

Así que Haz Clic Aquí para ver de qué se trata la prueba y además ver evidencias científicas y médicas (este parte en inglés) que confirman que la homosexualidad no es una opción.  También en la misma página, "Darse Cuenta de Que Uno Es Diferente a Los Demás, Todo Lo Que Pasa Un Adolescente Gay o Lesbiana"

 

Haga Clic Aquí para ¿Qué Es Lo Que Los Papás de Adolescentes Lesbianas y Gay (LGBTC) Necesitan Saber Sobre El Suicidio?
¿Cuáles son Las Señales de Advertencia?

 

Haga Clic para ir a:

El Mensaje Cruel y Estúpido de la Iglesia Católica Romana y los Cristianos Conservadores para Una Persona Gay es:
Estas Solo, Vives Solo y Mueres Solo

 


Clic Aquí para leer "Cómo Aceptar La Identidad Gay y Lograr Fortaleza" 

 

EL SERMÓN

El  mejor  sermón  que  usted  y  yo  oiremos  o  leeremos  sobre  la  siguiente  pregunta:

"¿Es la homosexualidad un pecado?" por Rev. Dr. Kathlyn James.
Esto resume todo de lo que se trata este sitio de Internet. Clic sobre el título de arriba o la imagen para leer.
 

Haga Clic para ir a La Página Inicial de La Homosexualidad No Es Ni Una Elección Ni Un Pecado - Tabla de Contenidos

Haga Clic para ir a La Pagina Inicial de Gary Lynn
 

Green Web Hosting! This site hosted by DreamHost.